EN BUSCA DEL FRESCO 

«Vivo en un tiempo loco» 

*

El calor llegó con ganas, el invierno aún no se ha ido, sin embargo, nos da cuenta de lo que puede ser cuando la primavera de señales de que ya está en su apogeo.   

Sin ningún miramiento, de un día para otro los treinta grados aparecieron y con ello las tardecitas trajeron la necesidad de ir a encontrar un poco de brisa, de aire que refresque. 

Salí a caminar, a dar la vuelta, siempre rumbo al mismo espacio, pues andar solo y dirigirse a otra parte no es buena elección, no están las cosas como para aventurarse por caminos más solitarios o alejados.  

*

*

El mundo está difícil y aunque la guerra aparentemente se esté desarrollando en otra parte, lejos de donde estoy, por aquí no caen bombas, eso sí, el sonido de la metralla se escucha por muchas partes.  

Otro tipo de enfrentamiento al cual no se tiene en cuenta, otra guerra declarada hace años que tiene un gran éxito en su crecimiento y en su expansión, de la cual mejor es no decir nada. 

Difícil está el mundo y cada día más extraño, pues uno ve las tendencias, cómo las personas condicionadas como «rebaños» se vuelcan a un lado o a otro, pocos son los pensantes.   

Me llama la atención que cuando la guerra la declaran blancos occidentales, sobre esos obscuros seres, que aparte de pobres son asiáticos o africanos que su vida supuestamente no vale lo mismo, pocos son los que levantan su voz o dicen algo o comparten la noticia en las redes sociales, o ponen banderitas en todas partes que nos recuerdan al país que vive las hostilidades.   

En esos países donde no son ni blancos ni occidentales, no importan que mueran miles de niños, que miles de familias queden separadas, que no tengan que comer, que no tengan medicamento, que se bombardeen escuelas y hospitales, que no tengan corredores humanitarios, que por millones salgan refugiados pues parece que la vida de ellos es diferente o que no sienten o que no padecen.  

Eso sí, como «manada», con perdón por los animalitos que nada tienen que ver en esto, se vuelcan a compartir cada acto deshumanizado que realizan o al vitoreo por cada acierto que los «no invasores», sino defensores de la democracia, hacen sobre aquellos que muchas veces fueron creados por ellos.  

Sus «amigos vueltos enemigos», a los cuales los combaten cuando se ponen en su contra, pues eso puede hacer trastrabillar sus intereses en esos territorios o de no dejar llevar adelante la industria de la reconstrucción o la del armamento o la de los contratistas o.…. 

Cosa rara las personas en este mundo, cosa rara, tiempos insólitos donde un niño muerto tiene más publicidad que miles que mueren diario o en un bombardeo en esas zonas que no tienen publicidad, cosa rara.  

Eso sí, ni uno solo tendría que morir por causa de las guerras interesadas de otros, ¿será acaso que la balanza está mal nivelada y todos somos parte de ello? 

«Nunca creeré que los poderosos, los políticos y los capitalistas sean los únicos responsables de la guerra. No, el hombre común y corriente, también se alegra de hacerla. Si así no fuera, hace tiempo que los pueblos se habrían rebelado.» 

El cambio climático, el virus que ya nadie se acuerda, ahora el fantasma de la tercera guerra mundial ha renovado el guión, los miedos, la incertidumbre y todos nos volcamos para ese lado, no nos podemos quejar no nos dejan aburrirnos con el mismo tema.  

Tiempos en donde vivimos como conejillos de ellos, si, de esos «seres grises», con un corazón lleno de poder y dinero.

Bueno, tal vez por un tiempo entremos en una nueva división, donde cada quien tenga su hegemonía sobre un territorio en el cual, desde sus «torrecillas» podrán otear las regiones asignadas y alardear, mientras van pensando y manipulando para ver cómo se pueden adueñar de todas las demás.  

¿Volverán a desmembrar al mundo?, ¿a repartírselo?, ¿de qué lado nos tocará? 

«No me juzgues, sino considérame simplemente como un ser que siente a veces que la copa desborda». 

-Y si, «así está el mundo»- me decía, mientras seguía caminando por las calles ya no tan vacías, la búsqueda de la brisa había sacado a muchos de su encierro sobre todo a aquellos con niños, el que ya no se hable del virus otra de las razones para hacerlo, que ya se dé por cerrado el capítulo, por lo menos por el momento .  

*

*

Llegué al campanario desde otra perspectiva, dando la vuelta por detrás de la Iglesia, es que hay que buscarle la forma de encontrar nuevos caminos, de no estar siempre mirando la misma vista, ya que los tiempos impiden aventurarse solo por senderos desconocidos. 

*

*

«El mejor remedio para los que tienen miedo, se sienten solos o infelices, es ir fuera, a algún lugar donde puedan estar tranquilos, solos con los cielos, la naturaleza y Dios. Porque solo entonces uno siente que todo es como debería ser.» 

*** 

Frases sacadas del «Diario de Ana Frank» 

Fue una niña alemana judía, víctima del Holocausto, que se volvió famosa por haber llevado un diario de sus experiencias durante la Segunda Guerra Mundial.  

Ana y su familia se ocultaron durante dos años para evitar la persecución nazi, más allá que luego fue apresada y murió en un campo de concentración. 

Se protegía de los nazis, esos que de nuevo están en la vuelta vestidos de corderos y creando determinadas alianzas que es mejor ni mencionar…. 

CONTINUARÁ… 

MÉXICO 

*

RESPUESTA

CRÓNICAS DESDE EL PATIO: SORPRESAS INSOSPECHADAS

DULCE Y TIERNA NAVIDAD

LA CERCANÍA DE LA NAVIDAD (1)

LA CERCANÍA DE LA NAVIDAD (2)

*

Te invito a visitar mi página de face

blog de themis

Y TAMBIÉN  EL BLOG

puedes encontrar otras entradas que te interesen.

Link Pagina Principal 1

GRACIAS A TODOS!!!! SALUDOS!!!!

FIRMA baja res

14 comentarios en “EN BUSCA DEL FRESCO 

  1. Da tristeza ver la gente preocupada cuando sufren los que tienen su mismo color de piel, su misma religión y viven cerca. Como si no fuéramos todos humanos, y como si el grado de sufrimiento estuviera relacionado con la etnia o la geografía.
    Y en esta parte del mundo, como buenos occidentales que somos, seguimos al perro pastor y no nos alejamos del rebaño.
    Un abrazo y a no preocuparse, que cuando termine la guerra, ya nos engancharán con otra preocupación para tenernos entretenidos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Sí Ruth es parte de esta época seguir a los que se creen los dueños, y no meditar en lo que se está haciendo.
      Y sí, hay que ver cuál es la próxima que nos toca, alguna que se sacarán de la manga. Un abrazo grande y me dio gusto saber de tí.

      Me gusta

Gracias por comentar...!!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.