pocillo café de olla

HECHO EN MÉXICO: CAFÉ DE OLLA

EL NEGRITO AROMÁTICO

Era mi primer domingo en México, el día había amanecido con un sol radiante, el calorcito se estaba dejando sentir, la ciudad se hallaba en completa calma, pocos eran los autos que circulaban por los alrededores, era fin de semana, día de descanso.

-Abrígate- me dijeron- pues vamos a ir a desayunar al Desierto de los Leones

Grande fue mi sorpresa pues ahí afuera no decía que era necesario llevar abrigo, más allá como no conocía ni sabía que era eso de un desierto en donde se mencionaban leones mejor era obedecer sin cuestionar.

En un domingo soleado, donde todo estaba en santa paz, partimos rumbo al sur de la ciudad, la cual daba gusto atravesarla para llegar a un Parque Nacional uno de los más grandes e importantes con que cuenta la metrópoli, cerca de unas dos mil hectáreas, uno de los pocos pulmones que quedan para ir a oxigenarse frente a la gran contaminación con la que cuenta, a pesar que en esa época, hace más de cuarenta años, no se sentía tanto, sin embargo ya se iniciaba la loca carrera para borrar a las estrellas.

Ni es desierto, ni hay leones, es un gran bosque repleto de árboles gigantes, longevos, altos y en él se encuentra el primer convento de México construido a principios del siglo XVII y al cual se le puso de nombre «El Desierto de Nuestra Señora del Carmen en los Montes de Santa Fe», había sido levantado por la Orden de los Carmelitas Descalzos, pues el lugar era aislado, tranquilo, contaba con un río, de no muy fácil acceso y cuentan que tuvieron varias señales para fundarlo allí.

De ahí surge lo de desierto.

*

*

Sueños de personas encaminaron a los encargados de la construcción a acercarse hasta ese lugar, se nombra a un extranjero que les habló del mensaje que había recibido, de una mujer que según ella Jesús se le apareció y también le dijo lo mismo, que tenían que ir a los Montes de Santa Fe a fundar el monasterio, los cuales los alertaron para que se acercaran al lugar pues ya tenían otro escogido.

Cuando llegaron se quedaron maravillados con el espacio, el silencio, la espiritualidad que de él emanaba, sin embargo encontraron un obstáculo: la falta de agua.

Cuentan que cuando se estaban planteando el problema mientras caminaban surgió un campesino que los llevó sin decir nada hasta el río para luego esfumarse, el cual era la viva imagen de San Juan Bautista, ese hecho hizo que la decisión fuera tomada.

Y sobre los leones hay varias teorías, una que habla que fue porque habitaban animales como el puma y el gato montés, otra dice que es debido a los hermanos León, dueños de las tierras, que oficiaban de representantes de los Carmelitas frente a España, ya que ellos no podían hacerlo por sí mismos.

De ahí queda ese nombre conformado y por el cual es reconocido hasta la actualidad.

Salimos de la ciudad y comenzó a aparecer de ambos lados de la carretera el bosque, con sus árboles majestuosos, enseguida se empezó a sentir el frío, en un momento tomamos una entrada y cuando íbamos circulando por ella la niebla se fue haciendo cargo del paisaje.

Frío y niebla, daban un dejo fantasmagórico al espacio y el abrigo se hizo necesario para no quedar como paleta de hielo, más allá que cuando el sol comenzó a atravesar a la nube con algunos de sus rayos, todo se volvió como un paisaje de ensueño, encantado, donde parecía que en cualquier momento surgiría un ser fantástico deambulando por él.

*

*

Estacionamos el auto y nos acercamos a un lugar donde varias mujeres tenían sus puestos de venta de quesadillas, sopes, tlacoyos, gorditas, todos esos antojitos mexicanos hechos a base de maíz que son otro de los manjares populares con los que cuenta esta tierra.

Lo primero que se antojaba era un café, el frío que helaba al cuerpo por las pequeñas gotas congeladas por la niebla, pedía a gritos algo para calentarlo.

Un café era lo que ameritaba y ahí nos dijeron que tenían del instantáneo o café de olla.

Sin siquiera pensarlo fue el segundo el cual pidieron y me dijeron:

-Vas a ver lo delicioso que es

Al segundo aparecieron tres jarritos de barro humeantes de donde se desprendía un aroma inconfundible a café y canela.

*

*

Mientras preparaban las quesadillas, los sopes y las gorditas que se habían pedido en ese remanso espectacular, rodeado de árboles, donde el silencio envolvía las palabras, fui saboreando ese deleite que no solo calentaba al cuerpo sino que hacía resurgir al alma que se había quedado acurrucadita muy adentro.

Si bien el café no es un producto originario de México ya que fue introducido alrededor del siglo XVIII por el puerto de Veracruz, de inmediato se comenzaron con sus cultivos, los cuales se extendieron sobre todo a otros dos estados, Chiapas y Oaxaca, hay una forma de prepararlo que es nacida en el país: el café de olla.

Se la llama así pues se utiliza tradicionalmente una olla de barro para su elaboración donde se pone a hervir el agua a la cual se le agrega canela y piloncillo, (un endulzante artesanal que se obtiene del jugo sin destilar de la caña de azúcar), se le deja hervir hasta que se derrita este último, se le añade el polvo del café, se revuelve, se retira del fuego, se deja reposar unos diez minutos y luego se cuela o se espera que se asiente.

Cuentan que esta forma de preparación surgió durante la Revolución Mexicana en manos de las Adelitas que en las noches durante las fogatas nocturnas se lo servían a los combatientes.

*

*

La receta original se ha ido modificando y en algunos lugares además de prepararlo con piloncillo y canela, le añaden ingredientes como el anís, clavo, chocolate, cáscara de naranja o limón.

También se habla que la idea la dio una receta que se le preparaba a Moctezuma, mucho antes que los españoles llegaran, que era una infusión de miel, maíz y cacao, muy similar a la mezcla que se utiliza en la actualidad.

En muchas comunidades hasta el día de hoy cuando se acaba el café y se espera la cosecha, se tuesta el maíz hasta que se pone casi negro con unos pocos granos de café, simplemente para que largue el aroma, se le muele y queda un polvo muy parecido con el cual se prepara una bebida para suplantarlo, que no es lo mismo sin embargo su consistencia y su efecto lo hacen similar .

El café de olla es considerado un café del pueblo, por lo económico y en cierta forma visto como un poco rústico, por lo cual se vende en pequeñas fondas, en puestos callejeros y se prepara en casa, difícilmente se va a encontrar en una cafetería establecida.

En la mayor parte de las comunidades de los Estados productores, donde el café es parte de la dieta diaria, que se auto cultiva para uso doméstico, difícil es llegar a una casa en donde junto al fogón no haya una olla, no siempre de barro, que no contenga el que se consumirá en el día, que es lo primero que se prepara en las mañanas al levantarse, que no inviten con un poco de él y con un pedazo de pan o unas galletas, si es que se tiene.

*

fogón con olla de cafe

*

Desde muy pequeños a los niños se les da de tomar su cafecito liviano ya que en la mayor parte de estos lugares no se bebe leche, a veces ni se la conoce, salvo la materna con la cual se los amamanta durante un largo tiempo y luego es este líquido negro lo que la suplanta.

En el atardecer cuando el sol comienza a bajar por el horizonte antes de que la mujer cierre la cocina y se apague su fogón se ofrece uno de ellos a los miembros de la familia.

Recuerdo que era un momento muy especial, de un gran regocijo que cerraba al día y marcaba la hora de retirarse y dejar paso al descanso, renunciando hasta la salida del Hermano Sol a todos los pendientes, acompañado por unas galletas o pan si alguien había horneado en la comunidad, un deleite aun mayor con lo que la vida mostraba cuán generosa era, de esa forma se entraba a la noche, al retiro y al silencio.

MÉXICO

***

HECHO EN MÉXICO: EL MOLE

HECHO EN MÉXICO: EL CHAYOTE

DELICIAS CULINARIAS: EL NOPAL

HECHO EN MÉXICO: EL HUAUZONTLE

HECHO EN MÉXICO: LA LEYENDA DEL NOPAL

HECHO EN MÉXICO: EL HUITLACOCHE

***

Agradezco las fotos y la información tomadas de internet

***

Te invito a visitar mi página de face

blog de themis

Y TAMBIÉN  EL BLOG

puedes encontrar otras entradas que te interesen.

Link Pagina Principal 1

GRACIAS A TODOS!!!! SALUDOS!!!!

FIRMA baja res

Anuncio publicitario

16 comentarios en “HECHO EN MÉXICO: CAFÉ DE OLLA

  1. Me fui con ustedes al Desierto y lo miré con tus ojos, al seguir tu texto. No me costó trabajo revivir a mis entrañables amigos, oír sus voces y mirar sus sonrisas. Qué hermoso texto, mi querida Themis. Me estaba tomando un café semi de olla porque no uso barro, ni piloncillo para hacerlo, pero es lo más similar que puedo lograr y que me libera para siempre de la cafetera eléctruca, Te mando un abrao lleno de cariño y bañado de nostalgia

    Le gusta a 1 persona

    1. Luz, me emocionó tu comentario, no sabes cuanto, me llevó también a aquellos viejos tiempos y la «saudade», se hizo cargo del momento,
      Me alegro que disfrutes de un semi café de olla y que la cafetera eléctrica haya dejado de prestar sus servicios, un abrazo grande y gracias por unirte al paseo

      Me gusta

  2. Me gusta mucho el café, tiene que estar riquísimo este que describes.
    Me resulta raro que se tome para dar entrada al sueño pues más bien desvela pero imagino que es un ritual y hay cuerpos a los que la cafeína no les afecta.
    Un placer leer tus crónicas.
    Abrazo grande

    Le gusta a 2 personas

    1. Gracias Eva, es muy rico, sabroso, es un café muy liviano y se está acostumbrado a beberlo, si es como un ritual, se almuerza como a las cinco de la tarde luego que se regresa de la milpa y luego digamos que la cena sería ese café, en algunos lugares se acompaña con pan o galletas sin embargo no siempre hay para comprarlas.
      Me alegra que te haya gustado mi entrada. Un abrazo

      Le gusta a 1 persona

Gracias por comentar...!!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.