GALA MUSICAL tributo a Don José

“TRIBUTO A DON JOSÉ”: FINAL DE LA GALA MUSICAL

 

“La libertad de América forma mi sistema y plantarlo mi único anhelo”.
José Artigas
“Aquí, donde el río se enoja y se revuelve en hervores y remolinos, sobre la meseta purpúrea rodeada de fosas y cañones, gobierna el general Artigas. Estos mil fogones de criollos pobres, estos ranchos de barro y paja y ventanas de cuero, son la Capital de la Confederación de Pueblos del interior del Río de la Plata. “
“Las banderas de Artigas flamean sobre la región que mojan los ríos Uruguay y Paraná y que se extiende hasta las sierras de Córdoba.
Comparten este inmenso espacio las provincias que se niegan a ser colonia de Buenos Aires después de haberse liberado de España.”
EDUARDO GALEANO
Memoria del fuego/Vol.II Las caras y las máscaras
Junio 2017

Y así sin que el tiempo se sintiera, sumergida en un viaje por lo profundo de la música uruguaya, en ese mágico espacio donde el tintinear de los colores de sus mármoles hace que uno se pierda en mirarlos, un público expectante y muy atento escucha las palabras de los cantantes Ana Prada, Pata Kramer, Eduardo Larbanois y Mario Carrero, que nos van introduciendo en el para qué de la convocatoria, ese “Tributo a Don José“, la canción del maestro Rubén Lena, quien la escribió dentro de un cancionero para sus alumnos de la escuela rural donde impartía clases y se transformó en un himno que identifica al pueblo uruguayo y a ese Héroe que fue muy mal visto en su época en donde hasta precio a su cabeza le pusieron.

Ese Oriental: José Artigas, que marcó el camino hacía donde crecer para vivir con soberanía, libertad, igualdad y seguridad, que no se ceñía a los caminos establecidos, sino buscaba soluciones junto a sus semejantes, en asambleas, de acuerdo a las necesidades que todos tenían, que no se le tentaba el corazón al imponer justicia, muy distante en cierta forma de los “grandes” personajes de la época, que apuntaban a hacer una mala copia de Europa a la cual veían como la “civilización” más avanzada y digna de seguir sus pasos,  él sin embargo le apostaba a darle nacimiento a algo nuevo, diferente, que diera cabida a todos los que poblaban esa Banda Oriental, donde la autonomía de ser quien se es, conformara a la nación, donde todos sin importar credo, raza, sexo, forma de vida, fueran incluidos y tuvieran los mismos derechos y las mismas obligaciones.

Artigas había vivido en la ciudad y en el campo, era hijo de uno de los dueños de tierras, así aprendió las costumbres de la ciudad. Muy joven se fue de su casa y convivió con los  gauchos que no tenían amarre, también vivió con los charrúas y con todos aquellos que habitaban en esa época el interior, los cuales en su gran mayoría se movían libremente, era tierra de refugiados y de aquellos que se venían a asilar de otras partes perseguidos en muchos casos o cansados,  por no estar de acuerdo con el sistema que se les quería imponer, alejados en gran parte de todas las necesidades que la ciudad establecía, apuntando a una vida más humilde y austera,  con más tiempo y libertad para vivirla.

Los indios querían seguir siendo soberanos en sus decisiones para resolver su vida, los esclavos querían ser libres, los gauchos andar por las praderas, sin darle cuenta a nadie de su existencia, los mestizos, los mulatos, los criollos desclasados, querían ser ellos mismos, sólo deseaban un pedazo de tierra para crecer y tener su sustento, que entre todos fueran capaces de convivir en paz como pueblos libres, de cualquier poder externo, sin embargo formar una confederación entre todos.

 

“Que los indios en sus pueblos se gobiernen por sí”
JOSÉ ARTIGAS

 

No se dio eso, por el contrario, prevaleció los dictámenes de los oligarcas, que no tuvieron mucho problema luego en pactar con el gobierno porteño, con portugueses, ingleses o españoles para llevar adelante sus propósitos, ya que solo buscaban  derrotar definitivamente a Artigas pues era un peligro para sus intereses y un gran obstáculo que se les interponía, ya que mucha gente lo seguía, lo había demostrado cuando “EL EXODO DEL PUEBLO ORIENTAL” o “REDOTA”, cuando tuvo que abandonar el territorio y todo el pueblo lo siguió, quemando sus casas, caminando, familias enteras dejaban todo por seguirlo, dispuestos a luchar por su ideario.

Sus ideas se extendían como hierba mala entre los menos privilegiados y los que seguían habitando el territorio después de que se tuvo que  exiliar.

Se mató a todo lo autóctono como a los pobladores originarios, acto llevado adelante por el General Rivera quien luchara en una época con Artigas, para luego traicionarlo y fuera el primer presidente electo de la República Oriental del Uruguay.

Con engaños juntó a todos los charrúas (indios) en Salsipuedes un paraje en el interior del país y unido con el ejército portugués los cercó y simplemente los asesino, a los que escaparon los persiguió, los dio como servidumbre a los pobladores de la ciudad o los mató dependiendo de la resistencia que ponían, a los últimos cuatro que quedaban los regaló a Francia, donde fueron exhibidos como “salvajes” en circos, de esa forma desapareció la problemática de tenerlos en cuenta en sus propósitos y además liberó sus tierras para la tranquilidad de todos los “acaudalados” que lo apoyaban.

Luego que Artigas fue derrotado y enviado al exilio, Paraguay lo acogió, lo mantuvo durante muchos años alejado, por miedo a la influencia que podía ejercer en su territorio. Nunca quiso regresar a su tierra, por más que lo fueron a buscar.

A pesar de toda la fuerza que invirtieron para poderlo acallar, las semillas que dejó sembradas crecen y se reproducen lentas pero sólidas, sin detenimiento, por más que las han querido extirpar, desenraizar.

Está en el corazón de todos aquellos que no pueden desconocer sus raíces, las llevan con ellos estén donde estén, esa esencia de dignidad, ese eterno compromiso con la libertad, con esa sabiduría que nace de lo profundo de la conciencia aunque sea analfabeta, que busca la comunidad entre los seres humanos, en la “garra charrúa”,  el espíritu de lucha que brota, sea cual fuere el infortunio a domar, que no se vende ante nada y menos aún regala a sus semejantes a la dominación del poderoso.

“Mi autoridad emana de vosotros y ella cesa ante vuestra presencia soberana. Vosotros estáis en el pleno goce de vuestros derechos: ved ahí el fruto de mis ansias y desvelos y ved ahí también todo el premio de mi afán. Ahora en vosotros está él conservarlo. Yo tengo la satisfacción honrosa de presentar de nuevo mis sacrificios y desvelos, si gustáis hacerlo estable.”
JOSÉ ARTIGAS

Ana, Pata, Eduardo y Mario juntos en el escenario, siguieron hablando de los motivos por los cuales habíamos sido convocados,  del Maestro Rubén Lena, del legado que nos había dejado y de cual era la opinión que tenían de Artigas los políticos e intelectuales en su época.

Después de esta introducción que había abonado la tierra, dejaron caer los primeros acordes  de la canción, todos los orientales convocados se levantaron, desde el alma entonaron las palabras vueltas música, que hicieron que una energía renovadora recorriera el cuerpo, despertara al espíritu y nos uniera a todos en un sólo corazón.

Era la primera vez que sentía cantar al pueblo este himno, mi piel se fue poniendo chinita, una gran emoción invadió mi ser, mientras el recinto era conquistado con el vibrar de todos los ahí reunidos, que con gran resolución entonaban los primeros versos:

¿Ven a ese criollo rodeao, rodeao , rodeao?
Los paisanos le dicen, mi general
Los paisanos le dicen, mi general

 

 

 

 

«Artigas: fundador de la nacionalidad oriental».

 

(Epitafio en su tumba)

 

TE INVITO A QUE VISITES EL BLOG
puedes encontrar otras entradas que te pueden interesar.
Link Pagina Principal 1
GRACIAS A TODOS!!!! SALUDOS!!!!
FIRMA baja res
Anuncios

4 comentarios en ““TRIBUTO A DON JOSÉ”: FINAL DE LA GALA MUSICAL

  1. Ningún pueblo debería imponerse a otro con la excusa de ser más civilizado. Mucho menos matar, arrebatar sus tierras, aniquilar sus sabidurías y sus costumbres. Eso solo demuestra lo poco civilizado que es, además de cruel.
    Me ha gustado mucho conocer un poco de José Artigas. Gran hombre.

    Le gusta a 1 persona

    1. Así es Eva, tienes razón, pero como dicen en mi pueblo, “marche preso”, es algo que se sigue reproduciendo, matando, arrebatando, etc. etc, es por eso que Artigas se me hace muy actual, sobre todo porque marca principios para ser seguidos y formados, un abrazo

      Me gusta

Gracias por comentar...!!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.